Billie Eilish desafía a los haters en el videoclip de Therefore I Am. El vídeo acumula más de 2 millones de reproducciones en solo unas horas.

Unas fotos filtradas hace unos días bastaron para que unos cuantos amargados criticasen la figura de la joven artista, muy reacia a mostrar su cuerpo. Y para demostrarles a todos ellos lo poco que le afectan sus críticas, ha decidido ptotagonizar y dirigir su nuevo videoclip.

Grabado en el interior de un centro comercial, en Therefore I Am billie se pasea con libertad poniéndose las botas con todo lo que encuentra, incluyendo un pretzel, donuts, chipotle, patatas fritas y un refresco gigante. Podéis verlo aquí: