Stuart Black, desarrollador de uno de los juegos de culto de Ps2 conocido como «Black» y del mediocre «Bodycount» que llegó a las tiendas recientemente ha confirmado que ya está trabajando en su próximo proyecto, que recogerá la esencia de sus primeros trabajos dentro del género que le dio fama.

«Enemy Front» que así se llama la criatura será un shooter ambientado en la Segunda Guerra Mundial donde nuestro deber será frenar a las fuerzas nazis en su empeño por crear un nuevo arma que podría cambiar el curso de la guerra por completo.

El apartado gráfico esta siendo construido gracias al potencial del motor Cry Engine 3 que permitirá la total destrucción de los entornos que visitaremos, la mayoría en localizaciones de Francia y Alemania. De este modo viviremos el conflicto con el avance en las trincheras hasta infiltrarnos en el cuartel general alemán.

Solo se han mostrado un puñado de capturas de esta nueva aventura que llegará a las tiendas de la mano de City Interactive a lo largo del próximo año a Pc, Xbox 360 y Ps3.