Paul Feig, autor de esa divertidisima comedia protagonizada por damas de honor que llegó a los cines españoles hace un par de meses, ha dejado el proyecto por “diferencias creativas” lo que se ha convertido ya en una excusa recurrente cuando los productores usan su influencia para encaminar el film en la dirección que les interesa.

Feig (a quien vemos en la imagen superior)  habría traido aire fresco a la anquilosada comedia, interpretada nuevamente por Renee Zellweger y donde Colin Firth y Hugh Grant regresarían en sus respectivos papeles. Enero de 2012 es la fecha escogida para que de comienzo el rodaje mientras tanto los productores se apresuran en encontrar un director británico que se haga cargo del proyecto.

Del argumento apenas se sabe nada concreto salvo que por fin Bridget Jones será madre aunque hasta que llegue ese día no cesarán los enredos amorosos y las secuencias en las que su joven protagonista se pondrá en evidencia una y otra vez.