La  tercera entrega de una saga que nació en 1978 gracias al éxito de títulos como “Tiburon” de la mano de Joe Dante y que repetiría en 1981 con una secuela firmada por el mismísimo James Cameron llega hoy a nuestro país esta vez bajo la dirección de Alexandre Aja.

El argumento, tan débil como cabría esperar en una producción de este tipo, es solo una excusa para desatar el infierno bajo las aguas de un pequeño pueblo a orillas del lago Victoria cuando un terremoto submarino libera unas criaturas prehistóricas sedientas de sangre momentos antes de que se inicie la gran fiesta de primavera, que rompe la quietud del lugar con la reunión de miles de jóvenes que aprovechan para disfrutar del sol y el agua con tanto alcohol y chicas en top-less como quepan en cada plano.

Y planas son las interpretaciones de su elenco a excepción de Richard Dreyfuss o Christopher Lloyd secundarios de lujo de un largometraje de escasa duración que sin embargo da lo que promete, sangrientas escenas, mutilaciones y miembros cercenados por todas partes en una secuencia central de larga duración tan descarnada y violenta que hará las delicias de los fans del género.

Tras el éxito en EE.UU cuyo estreno se realizó en octubre del pasado año y el final abierto que ofrece  ya se ha puesto en marcha su secuela en la que el director ya ha confirmado que no repetirá pero que le encantaría que se llevase a cabo en las playas de Tailandia donde cada año La fiesta de la Luna reúne a unos 200.000 jóvenes lo que augura una nueva entrega aún más brutal.

Piraña 3D se estrena hoy en nuestro país en dos y tres dimensiones, esta última por si queremos sentir de cerca los trozos de carne masticados y litros de sangre que la cinta guarda en su interior.

Os dejamos con su tráiler de lanzamiento: