Si ayer mismo os contábamos cuanto costaría convertirse en Batman en la vida real, hoy os enseñamos la cantidad necesaria para vivir con el lujo y la tecnología de Tony Stark, alias Iron Man. Lo cierto es que la diferencia entre ambos es abismal, casi triplicando la fortuna del señor Wayne.

Puede que su colección de vehículos de lujo de 3,5  millones pueda parecer económica, o que su mansión de 25 millones eleve el montante, pero los elementos que componen su avanzada armadura (y el gran número de ellas de que dispone) así como el poderoso armamento de que están dotadas, hace que las cifras suban a toda velocidad hasta los 1.400 millones.

Os dejamos con este curioso «estudio» que nos detalla cada elemento de la vida de este Superhéroe de Marvel.