Ha sido por el sistema de control que emplea la aventura al apuntar y disparar que ha cambiado drasticamente desde la segunda entrega y es un factor que no podía apreciarse en los sucesivos avances en video que han ido apareciendo desde su presentación inicial.

Desde Naughty Dog, desarrolladores de la trilogía de Nathan Drake han respondido a críticas vertidas por algunos aficionados en palabras de Arne Meyer, que ostenta el cargo de Comunity Manager del juego y ha querido dejar clara la postura de la compañía:

«Tened en mente que el nuevo formato afecta a la percepción del combate con armas como un todo, desde el punto de vista de que es más fácil comparar las mecánicas de disparos entre los dos juegos. En Uncharted 2 las balas abandonaban el arma con una desviación prefijada cuando apuntabas hacia un lado. Esto significaba que las balas no salían directamente del cañón en el momento, y que podían salir con ángulo. Así que podías tener a alguien claramente apuntado en la retícula y aún así fallar por un buen margen. Esto era frustrante, porque era difícil averiguar por qué estábamos fallando».

Desde la compañía y en palabras del propio Meyer:

«Queríamos asegurarnos de que tuvierais una mejor forma de sentir hacia dónde disparáis con la retícula y falláis por pequeños márgenes. En Uncharted 3 las balas ahora salen rectas del cañón el 100% de las veces. De todas formas tenemos el retroceso, pero es más fácil saber si estás acertando o fallando los disparos. Es más obvio basándote en la propia retícula».

Os dejamos con el comienzo del juego en español: