Valve compra Campo Santo, el estudio responsable de Firewatch.

La compra ha sido amistosa y todos los trabajadores de Camposanto conservarán sus empleos. Simplemente tendrán más espacio, tiempo y recursos para completar sus proyectos.

“Tuvimos una serie de largas conversaciones con la gente de Valve y todos compartieron la satisfacción que sentimos al trabajar con gente con talento que hacen que el nuestro parezca pequeño a la hora de hacer cosas que no pensábamos que fuesen posibles.”

“Ambas partes hablaron sobre nuestros valores y cómo nosotros, como seres humanos, estamos muy limitados por el tiempo que nos queda cuando se trata de hacer cosas que nos importan y en las que creemos. Nos preguntaron si estaríamos interesados en venir a Bellevue y hacer eso ahí y dijimos que sí. Todavía estamos haciendo In the Valley of Gods (¡como un juego de Valve!) y todavía apoyaremos a Firewatch.”

Firewatch es una notable aventura en primera persona, cuyo análisis podéis leer aquí. A continuación podéis ver el trailer de Firewatch y el primer avance de In The Valley of Gods, que nos llevará hasta Egipto de la mano de dos arqueólogas: