Título: Yoku’s Island Express. Género: Aventura-Pinball. Plataformas: PS4, Xbox One, PC y Nintendo Switch. Fecha de salida: 29 de mayo de 2018.

El estudio sueco Villa Gorila está formado por tres veteranos de la industria y liderado por dos de ellos, Jens Andersson (Starbreeze, LucasArts) y Mattias Snygg (Starbreeze), que han trabajado en juegos como The Darkness y Chronicles of Riddick. Su nuevo proyecto se llama Yoku’s Island Express y no tiene nada que ver con lo que han hecho hasta ahora.

El escarabajo Yoku es el protagonista de esta aventura de plataformas y pinball en dos dimensiones. Yoku llega a Island Express en un pequeño barco y tras un breve tutorial (se echan en falta más explicaciones) nos topamos con Carterodactilo, que harto de este lugar nos elige como el nuevo cartero, entregándonos la corneta y la bolsa (que podemos ir ampliando) que nos servirá para acumular frutas (se usan para desbloquear saltos) y acumular objetos en nuestro inventario.

Todo parece ir como la seda, pero Yoku descubrirá que algo terrible ha sucedido. Aquel al que llaman El Matadioses ha herido al Dios de la isla y nuestra misión será reunir a los tres jefes para llevar a cabo el ritual que cure su estado y así devolver la paz a la isla.

Por el camino entregaremos cartas y paquetes, realizando pequeños favores y obteniendo las habilidades necesarias para movernos por la isla. Al encontrar nuevas bolas podremos usarlas para completar determinadas misiones como la mezcla que ofrece la bola abeja, que nos permitirá entregar un paquete a la reina.

Gráficos:

Yoku’s Island Express ofrece un acabado visual de gran belleza, sin duda gracias a los escenarios pintados a mano y al diseño afable y relajante de la isla, que cuenta con una gran variedad de localizaciones. Y es que pasaremos de la playa y el pueblo para adentrarnos en el bosque oscuro, visitar la guarida de los calaveras en un entorno desértico hasta subir a la cumbre más alta, en una zona nevada. Y eso sin olvidar las profundidades marinas.

El diseño de las criaturas es muy sencillo pero muy variado, con especial mención a los jefes. La física de la bola es la que esperaríamos en un pinball aunque aquí podemos movernos con libertad (algo que ofrece muchas posibilidades) y es que Yoku empuja la bola y podemos decidir que saltos ejecutar. No hemos detectado errores ni ralentizaciones.

Sonido:

Los efectos sonoros de Yoku’s Island Express mantienen un buen nivel durante toda la aventura. Es un apartado muy cuidado. Los personajes emiten distintos gruñidos al hablar, un recurso que en otros juegos resulta molesto pero que aquí pasa desapercibido.

Por otro lado, la banda sonora incluye melodías muy agradables y tranquilas que gusta escuchar. Solo en determinados momentos oiremos temas con algo más de tensión pero la mayoría de las veces el ambiente musical es tan relajante como el mundo por el que nos movemos. El juego no tiene voces pero está completamente en español.

Controles:

Manejamos a Yoku con el joystick y pulsamos los flippers con los gatillos. A medida que vamos progresando en la aventura tendremos acceso a nuevas habilidades como usar babosas explosivas (para romper rocas o impulsarnos a zonas muy altas), bucear y utilizar unas flores rosas que nos impulsan. El manejo es muy sencillo. Si queremos ver las misiones activas, solo tenemos que abrir el mapa para orientarnos (aunque no haya zoom) y veremos incluso cofres del tesoro y raices.

Diversión y Duración:

Hemos completado Yoku’s Island Express en unas 10 horas con el 70% de elementos desbloqueados. Por suerte, podemos seguir explorando la isla tras ver los créditos finales y es que hay muchísimos secretos por descubrir.

Además de meter cartas en los 30 buzones y entregar los tres paquetes atrasados, hay que localizar las 80 raices ocultas y encender todas las antorchas para calentar el huevo de Dios y que consiga eclosionar. Podemos buscar hasta la guarida de la bestia, encontrar las llaves secretas (que dan acceso a cofres especiales) o descubrir el corazón de frutas en las profundidades marinas. Hay muchas tareas opcionales, desde plantar setas hasta recuperar hollines, reunir piezas de puzle, encontrar una caja de herramientas y hasta poner en marcha una nave espacial.

Veredicto:

Yoku’s Island Express nos ha encantado. Sus creadores han logrado fundir dos géneros muy alejados entre si, logrando una aventura de plataformas que cuenta con la chispa de los mejores juegos de pinball. Aunque es un título muy accesible, ofrece desafíos muy variados pensados para novatos y expertos. Hay que recordar que la versión de Nintendo Switch nos permite jugar en cualquier sitio y es que Yoku’s Island Express es una propuesta fresca, ideal para disfrutar al aire libre.

Lo Mejor:

+ Una aventura con mucha personalidad.

+ Acabado visual y sonoro excelente.

+ La jugabilidad engancha y es muy adictivo.

+ Muchas misiones y secretos por descubrir.

Lo Peor:

– Necesita un modo de viaje rápido para cubrir grandes distancias en poco tiempo. Se echan en falta más tutoriales.