El relativo éxito del que gozó el dispositivo en Wii, similar a un tablet de Pc, hizo que la editora se decidiese a lanzar una versión más avanzada en consolas de alta definición, pero la falta total de publicidad, un elevado precio y la ausencia de juegos destacables que saquen partido de el, han llevado a la calle a todo el equipo responsable.

Fuentes internas de la compañía han declarado que

«30 personas dejarán la compañía y el responsable de esta unidad de negocio, Martin Good, también se marchará para perseguir otros objetivos profesionales. Reduciremos costes y aumentaremos la eficiencia de la empresa a partir de estas acciones».

No es la primera vez que THQ es noticia por el despido de empleados a consecuencia de su mala visión del sector ,  la reestructuración de equipos o la cancelación de sagas emblemáticas, lo que ha manchado seriamente la imagen de la empresa en los últimos años.

Os dejamos con un video del dispositivo: