Rovio cierra su estudio en Londres. Los creadores de Angry Birds van camino de la quiebra tras acumular varios meses de perdidas y perder toda posición en el mercado de juegos para móviles.

Mark Sorrel, jefe del estudio británico, ha declarado al respecto:

“Con mucho pesar debo decir que el estudio de Londres de Rovio cierra. Malos tiempos para nosotros, pero recuerdo con orgullo el tiempo que he pasado con esta gente llena de talento”.

Las acciones de la compañía cayeron casi un 50% la semana pasada y esta noticia supone otro golpe mas a la imagen de una empresa muy malograda, que no ha sabido mantenerse derecha.

Rovio lanzó Angry Birds en 2009 consiguiendo un éxito sin precedentes, pero saturó el mercado con la misma formula y pocos cambios. Angry Birds Star Wars y Angry Birds Transformers lo demuestran.

Para que os hagáis una idea, entre 2009 y 2015 se publicaron 29 juegos de Angry Birds y Rovio se apresuró a inaugurar tiendas especializadas (hoy cerradas) editar una serie de dibujos y licenciar cientos de productos asociados (juguetes, peluches…) así como dar luz verde a un largometraje de animación que llegó a los cines en 2016 logrando cierto éxito. Su momento pasó y Rovio no ha sabido modernizarse con nuevas ideas.

A continuación podéis ver un recopìlatorio con todos los juegos de Angry Birds en movimiento: